emocional

Un buen acompañamiento emocional parte de la importancia de la comunicación y de los límites.

COMUNICACIÓN

Desdel punto de vista de la educación viva, la comunicación consiste en encontrar la unión con el otro, con la esencia de la otra persona. Es necesario escuchar para lograr que el otro se sienta validado.

Hablamos ahora de los distintos tipos de escucha:

  1. Escucha en silencio: escuchar sin decir nada, solo reteniendo la información.
  2. Escucha en espejo: te escucho y devuelvo lo que has dicho para reafirmar tu idea.
  3. Escucha con pregunta: preguntar porque no lo has entendido, o bien para llevar la atención a alguna idea que ha dicho.
  4. Escucha con retorno: hacer un resumen de lo que te han explicado.

Cuando nos comunicamos con el niño o niña es importante que no reprimamos nuestras emociones, mostrar nuestro enfado o nuestra ira, pero sin trasmitir nunca un mensaje negativo al niño como sería eres malo.

Una situación donde la comunicación es imprescindible es cuando sucede un conflicto. Delante un conflicto entre niños tendemos a intervenir en seguida y dar una solución. La educación viva parte de la idea de no dar soluciones, los niños y niñas tienen que vivir el conflicto ya que la vida consiste en sostener la fuerza vital a pesar que en una de las capas de nuestro cuerpo se haya un conflicto. No obstante, si existe una agresión física o verbal si debemos intervenir, ya que nuestra obligación es cuidarlos.

Cuando intervenimos debemos mantener la calma interior ya que si el adulto actúa estresado lo único que consigue es añadir dolor a la situación. Por otro lado es importante observar qué ocasiona el conflicto, ya que muchas veces un niño o niña pega y actuamos sobre la acción en concreto, erradicando que pegue, cuando en realidad es fruto de una situación más compleja (situación familiar, situación afectiva,etc).

LÍMITES

  • Los límites posibilitan la vida, todo organismo tiene unos límites que le protegen y hacen posible la vida.
  • Quien cuida limita y si no estás dispuesto a limitar no hay cuidado, ya que no puedes cuidar más allá de unos límites.
  • El límite no se basa en el argumento sino en la autoridad que emana en el sistema y crece con el vínculo.
  • Un límite es un no y el no causa dolor. Pero este dolor nunca debe de afectar a la autoestima del niño o niña.

Es importante establecer unos límites claros y que exista una buena comunicación para permitir que el niño o niña crezca y se desarrolle en armonía, en un entorno efectivo correcto.

¡Recuerda! Nunca le hagas creer al niño o niña que es malo.

tampo marta

Anuncios